El cáncer es hereditario

¿El cáncer es hereditario? despeja tus dudas

El cáncer es una enfermedad multifactorial; esto quiere decir, que sobre ella pueden influir tanto los factores hereditarios como los ambientales. Sin embargo, se estima que alrededor del 5 o 10% de las neoplasias provienen directamente de la transmisión hereditaria, donde las mutaciones genéticas son el origen de todo.

¿Qué es el cáncer familiar y hereditario?

Es el que se desarrolla por una mutación en los genes transmitidos de padres a hijos, siendo una enfermedad que va de generación en generación. Aunque la susceptibilidad al cáncer puede ser heredada, no es un hecho exacto que en todas las generaciones ocurra la aparición de la enfermedad.

Los factores de riesgo en este caso son:

La predisposición hereditaria.

El entorno.

El estilo de vida.

En las últimas décadas, se han analizado e identificado aproximadamente 50 genes que se encuentran estrechamente relacionados a síndromes hereditarios que aumentan la predisposición al cáncer; lo que ha permitido tener más información sobre las tendencias genéticas y ampliar el desarrollo de técnicas para el estudio y categorización de las mutaciones.

¿Cuál es la importancia de identificar el cáncer hereditario?

Identificar los núcleos familiares con altas probabilidades de heredar algún tipo de cáncer o síndrome hereditario, les permite a sus miembros tomar decisiones conscientes respecto a su salud, mejorar sus hábitos diarios y someterse a pruebas de detección precoz antes de que las neoplasias tengan un crecimiento considerable.

La predisposición al cáncer hereditario puede reconocerse cuando en una misma familia existen varios miembros con cáncer (generalmente del mismo tipo), que vienen de generaciones pasadas y continúan apareciendo en las futuras. Los cánceres hereditarios tienden a desarrollarse en edades más tempranas que los que ocurren de forma esporádica.

importancia de identificar el cáncer hereditario

Características del cáncer hereditario

Padecimiento de tumores en edades tempranas.

Múltiples miembros de la familia sufren exactamente del mismo cáncer.

Ocurre en varias generaciones a lo largo de los años.

La enfermedad se genera bilateralmente, es decir, en los dos lados de los órganos pares con cáncer (ambos senos, riñones, pulmones…).

Se han detectado uno o varios tumores primarios dentro del núcleo familiar.

Puede desencadenar la aparición de tumores poco comunes en uno o más de sus miembros.

Principales síndromes hereditarios por mutaciones genéticas

Síndrome hereditario de cáncer de seno y ovario

Existen familias en las que varias de sus integrantes de sexo femenino sufren de cáncer de seno o de ovario. Frecuentemente, el cáncer es detectado a una edad más joven que la habitual; algunas de ellas, también pueden desarrollar más de un foco de cáncer a la vez, por ejemplo: en ambos senos o cáncer de seno y ovario. A los casos como este se les conoce como Síndrome hereditario de cáncer de seno y ovario (HBOC).

Tanto este síndrome como la aparición de cáncer de seno, cáncer de ovario, cáncer de trompas de falopio, cáncer de próstata y otros tantos, son atribuidos a la mutación del gen BRCA, especialmente los BRCA1 y BRCA2.

Síndrome de Lynch

La presencia del síndrome de Lynch aumenta las probabilidades de padecer cáncer de colon; apareciendo con regularidad en personas con menos de 50 años de edad. Este síndrome hereditario también aumenta el riesgo de desarrollar cáncer de endometrio, ovario, páncreas, estómago, riñón, etc. El síndrome de Lynch puede derivar de cualquiera de las mutaciones genéticas MMR y otras como: MLH1, MSH2, MSH6, PMS1, PMS2…

Síndrome de Li-Fraumeni

Este síndrome hereditario desencadena tumores en múltiples partes del cuerpo humano a temprana edad. De él pueden derivar distintos tipos de cánceres y sarcomas (osteosarcomas, leucemia, tumores de encéfalo, sarcomas de tejidos blancos, entre otros). El síndrome de Li-Fraumeni se encuentra asociado a la alteración de los genes TP53 o CHEK2.

Actualmente, las personas que cuenten con antecedentes hereditarios muy marcados, pueden someterse a pruebas genéticas (por sangre o saliva) para descubrir su conformación genética; siendo este, el primer paso para actuar oportunamente sobre cualquier mutación encontrada.

Cabe destacar que las pruebas genéticas no aplican para todos los casos, por lo que se recomienda una asesoría médica especializada con anterioridad.

Principales síndromes hereditarios por mutaciones genéticas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Chatéanos al Whatsapp
Agendar Cita
Panama Cancer Clinic